Home » Regionales » Fútbol » Fundafútbol inicia su gestión por los carajitos de Barinas

Fundafútbol inicia su gestión por los carajitos de Barinas

Gracias al apoyo de la Fundación del Real Betis presidida por Rafael Gordillo, Funda Fútbol Barinas dotó de balones a la Escuela de Fútbol Palacio Fajardo (Foto Prensa Funda Fútbol Barinas)

(Prensa Fundación Barinas Fútbol).- Desde que Luis Edgardo Aguilar publicó en 2011 su libro de la historia de Zamora, antes Atlético ahora FC, comenzó a darse cuenta que el fútbol profesional en Venezuela además de motivar a los niños y jóvenes a hacerse futbolistas, iba degenerándose hasta llegar a ser una fábrica de dinero en el que el menos valorado es el que corre en la cancha y, que en el caso de su terruño, lejos de favorecer a los chicos que soñaban vestir la blanquinegro, privaba el ganar títulos y vender a otros venidos de distintas latitudes.

Por eso junto a sus compañeros de prensa Jairo Ramírez, Ricardo Paracuto, Jesús Neira y el profesor Eduardo Sosa, concretaron la idea del abogado José Miguel Peña de conformar un grupo que trabajara por apoyar escuelas y talentos en su crecimiento como instituciones y como atletas, mirando un futuro donde las metas trascendieran las fronteras del estado y del país.

La Escuela de Fútbol Palacio Fajardo es la primera en recibir el material deportivo para seguir formando las divisiones menores (Foto Prensa Funda Fútbol Barinas)

En el 2014, Pedro Ramírez se convierte en el primer futbolista de Barinas en jugar en una liga europea al recalar en el FC Sion de Suiza. Si bien su permanencia de 18 meses en la Súper Liga helvética no fue tan exitosa como se esperaba, fue el inicio de la exportación de talentos a otros mercados. Herlín Cuica fue a República Dominicana, Antonio Romero a República Checa, Jordan Osorio a la Liga de Portugal hasta ahora militando en Tondela, Porto y Vitoria Guimaraes, Ronald Hernández a Noruega, Erick Ramírez ya ha jugado en Rep. Checa pasando a Eslovaquia donde hace unos días marcó 4 goles en cuartos de final de la Copa y, Eduardo Gugi Sosa llegó a USA, convirtiéndose en el primero del patio en llegar a la MLS, donde ya juega su segunda campaña con el Columbus Crew.

Por esto nació la Fundación Barinas Fútbol, que preside un miembro de la Fundación Venezuela Fútbol Historia, dirigida ésta ya no al pasado sino mirando al futuro sin desánimo, con optimismo y procurando recursos que permitan aumentar las oportunidades de los talentosos que no se nutren bien, que se les dificulta entrenar por falta de indumentaria y calzado, buscando solventar en parte las necesidades de útiles escolares de los atletas que requieren formación académica para aspirar ser exitosos jugando en el extranjero y, respaldando escuelas o academias que quieran trabajar con mentalidad gerencial y excelencia organizativa.

El profesor Orlando “Ratón” Sánchez presidente de la Escuela de Fútbol Palacio Fajardo valoró el aporte (Foto Prensa Funda Fútbol Barinas)

La patada inicial la dio Rafael Gordillo, otrora gloria de la Selección española, Real Madrid y Real Betis Balompié, quien cultivó en su época de jugador, una amistad con su compañero de vestuario el uruguayo Carlos Eduardo “Toto” Peruena (+) sembrado en Barinas en junio del año pasado, luego de haber cerrado su gran carrera profesional en Atlético Zamora de Barinas, a donde arribó en 1988 hasta su fallecimiento 30 años más tarde.

El señor Gordillo, presidente de la Fundación de su club de origen escuchó las propuestas del doctor Aguilar y tramitó los recursos de parte del cuadro andaluz para la adquisición de un centenar de balones que FundaFútbol destinará para 10 escuelas en la entidad llanera: Palacio Fajardo, Club Deportivo Español, Andillanos, Fundecín, Llano Alto, Fundarleo, Independiente Bum Bum, Socopó SC, Pedraza y Unión Atlético Veguitas.

Faltan muchas cosas por hacer, el momento que vive el país no es el más boyante, ni mucho menos, por lo que la solidaridad se enfoca a instituciones y personalidades fuera de Venezuela, sin descartar ayudas en nuestro territorio que favorezcan los proyectos encaminados, que más adelante esperan ser autosustentables.

Actualmente se da asesoría en la conformación de clubes, en el desarrollo de la infraestructura de las escuelas, mejoramiento profesional de entrenadores, apoyo en la salud mental y física de los jóvenes, promoción de los más destacados, patrocinio de una escuela piloto en la Serie Oro 2019. El dicho llanero que “poco a poco se llega lejos”, se pondrá de manifiesto con la idea que los “Sueños de Carajito” se hagan realidad en Barinas.